8 marzo 2014 – Casona San Jorge – Pirque

El desafío partió un par de semanas antes de nuestro matrimonio, cuando le pedimos al Quinteto que por favor tocara un par de cuecas que le indicamos para nosotros bailarlas en vez del vals.

Fue todo un éxito! Las cuecas salieron excelentes! Casi como si ya fueran parte de su repertorio. Y el resto de la fiesta, para qué decir… mejor todavía!

Su energía se transmite de tal manera que se contagia en el público, y de todas las edades. Eso nos gustó mucho también, su repertorio contempla muchos estilos de música, todos bailables y cantables, no había quién resistiera, incluso con los 30 grados de calor que hacían dentro de la carpa! jajajaja…

Fue sensacional cómo muchas personas nos preguntaban de dónde los habíamos conseguido y que por favor les diéramos el dato (mi abuela una de ellas).

Sencillamente fueron un hit, un acierto 100%, y nos consta que en los otros tres matrimonios que los hemos visto han sido igual de prendidos, tanto ellos como su público.

Los recomendamos a ojos cerrados.